El confinamiento domiciliario se asocia a una disminución de las descompensaciones respiratorias de los pacientes con EPOC

Grupo del CIBER coordinado por Ferrán Barbé
H. Arnau Vilanova | martes, 26 de enero de 2021

Un estudio ha confirmado la mejora de la salud respiratoria de los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) durante el confinamiento domiciliario de los meses de marzo, abril y mayo de 2020. Del total de las 310 personas contactadas en este estudio, el 62% presentaron menos agudizaciones, especialmente moderadas y graves, que en el mismo periodo del año anterior. El estudio se ha publicado recientemente en la revista Chest, la revista del American Collegue of Chest Physicians.

La investigación ha sido realizada por el Grupo de Investigación Traslacional en Medicina Respiratoria del Instituto de Investigación Biomédica de Lleida (IRBLleida) y la Universitat de Lleida (UdL), que está integrado por profesionales sanitarios del Hospital Universitario Arnau de Vilanova (HUAV) y el Hospital Universitario de Santa Maria (HUSM) y personal investigador del CIBER de Enfermedades Respiratorias pertenecientes al grupo de Ferrán Barbé, IP del grupo y director científico del área. Este grupo analizó los efectos del cierre domiciliario por la Covid-19 sobre el estilo de vida de las personas con enfermedades crónicas, en concreto, sobre la MPOC (una enfermedad muy frecuente que afecta aproximadamente al 9% de la población adulta) o la bronquitis crónica.

"El hecho que los enfermos respiratorios crónicos se quedaran en casa, seguramente comportó que se expusieran menos a otros factores del entorno, tanto sociales como del ambiente, como la exposición a la polución o a los patógenos estacionales convencionales. Probablemente, también se produjo un incremento en las medidas de autocuidado, que ocasionó que se presentaran menos agudizaciones" ha explicado Jessica González. La investigadora también ha añadido que esta situación ha permitido detectar que, además de los medicamentos, hay otros elementos externos que pueden favorecer la situación de estos pacientes. Esta disminución de las descompensaciones respiratorias de los pacientes también ha comportado una disminución de los costes de salud directamente relacionados con enfermedad respiratoria.

Esta investigación ha estado posible gracias al apoyo de una ayuda Miguel Servet (CP19/00108) del Instituto de Salud Carlos III, cofinanciada por el European Social Fund (ESF) "Investing in your future".

 

Artículo de investigación:

Jessica González, Anna Moncusí-Moix, Ivan D. Benitez, Sally Santisteve, Aida Monge, Maria Angeles Fontiveros, Paola Carmona, Gerard Torres, Ferran Barbé, Jordi de Batlle, Clinical consequences of COVID-19 lockdown in patients with COPD: results of a pre-post study in Spain, Chest, 2021, ISSN 0012-3692,